Cree en grande.
CONMEBOL

El día que el gol de Zanetti salvó una vida

El día que el gol de Zanetti salvó una vida

Entre las historias más sorprendentes de los mundiales se destaca una, que tiene de protagonista a un futbolista argentino y que, sin darse cuenta en aquel entonces, salvó la vida de una persona, que pudo haber muerto en un atentado ocurrido en Polonia en el año 1998.

Javier Zanetti, interminable lateral derecho de la selección argentina, convirtió el gol del empate en el emotivo partido jugado ante Inglaterra por los octavos de final de la Copa del Mundo de Francia 1998.

Según una leyenda resaltada por el medio deportivo Olé, en aquel partido se dio un efecto mariposa (discrepancia entre dos situaciones con una variación pequeña en los datos iniciales).

El por entonces fiscal Narek Kopaczen se encontraba en la ciudad polaca de Szydlowiec observando atentamente el partido. Gracias al gol de Zanetti, concretado al filo del final del primer tiempo, el hombre decidió permanecer en su casa para observar el segundo tiempo.

Tomó esa decisión en lugar de pasear al perro y guardar su auto, tal como hacía todos los días. Terminó esa segunda parte, hubo 30 minutos más de alargue y, sin moverse del televisor, Kopaczen también siguió atentamente los penales. Un apasionado de fútbol. Fútbol que lo hizo volver a nacer, porque cuando inmediatamente terminó el partido que ganó Argentina desde los doce pasos, ocurrió lo increíble...

"Todos los días solía bajar con el perro a las 22.00 y después solía llevar el automóvil al aparcamiento de la policía. Cuando terminó el partido oímos un tremendo estruendo, nos asomamos a la ventana y vimos que ardía nuestro automóvil", le dijo la esposa del fiscal al diario Super Express.

Es que, en aquellos años, Narek se encontraba investigando a una banda de delincuentes y, por eso, sufrió un atentado. Y justamente no se encontraba en su auto por haber estado atento al match desarrollado en Francia. ¡Milagroso!

Años más tarde, el propio polaco reconoció que ese gol de Zanetti -que lo motivó a seguir viendo el partido-, le terminó salvando la vida. Y por eso, decidió mandarle una carta de agradecimiento al defensor del Inter de Milán.

Finalmente, el ‘Pupi’ Zanetti contó hace un tiempo lo que sintió después tras conocer primero la historia y luego recibir la carta del propio protagonista. "Es increíble que mi gol salvase la vida de una persona, pero la verdad es que yo siempre juego para ganar y eso fue lo que hice en aquel partido contra Inglaterra. Confieso que me gustaría mucho conocer personalmente a la persona que cree que vive gracias a mí", contó el argentino, sorprendido por lo sucedido con este individuo de Polonia.

-El partido-

El partido jugado en Saint Etienne terminó con victoria del equipo sudamericano por la vía de los penales.

A los 5’ minutos, Gabriel Batistuta puso arriba a la selección argentina desde los 12 pasos, pero 4’ más tarde Alan Shearer empató por la misma vía.

A los 16’ de ese primer tiempo, Michael Owen hizo una tremenda jugada y, mano a mano, dejó sin opciones al portero argentino Carlos Roa, dando vuelta la historia.

Pero, cuando estaba por terminar esa primera parte, ‘Bati’ amagó a patear un tiro libre que terminó con un pase de Juan Sebastián Verón al ‘Pupi’ Zanetti y éste venció al arquero David Seaman y se obró el gol del milagro.

Por los penales, Argentina ganó 4-3 y avanzó a los cuartos de final del mundial.

 

 

 

Con información de Olé